Desinformación en la web: descubre las fake news

En junio, CNN anunció la renuncia de tres periodistas por la publicación de una noticia falsa sobre las relaciones entre Rusia y Estados Unidos. Con este hecho vino una ola polémica liderada por el presidente Donald Trump, donde bautizó a la cadena de noticias como FNN (Fake News Network). ¿Cómo el lector se puede proteger de esto?

Contexto

La evolución del internet ha traído consigo la masificación de los procesos comunicativos e informativos. Son millones los portales o cuentas en redes sociales de noticias que bombardean cada segundo de mucha información a los usuarios. Pero ¿se debe creer en todo? La respuesta en un rotundo no.

Todos los portales que dicen vender noticias, no siempre son reales. Existen lugares especializados para publicar noticias falsas o Fake News, algo profundamente grave en estos tiempos donde el rumor se convierte en verdad y la vecina es la mejor fuente. Los lectores y usuarios asiduos de internet no pueden ser multiplicadores de mensajes irreales que atentan contra el derecho de la población de mantenerse informado.

¿Qué hacer?

Las opciones son múltiples. Lo que primero se debe tener en cuenta es que todos podemos colaborar. Cada persona debe aprender a consumir medios. Si solo recibes la información que se te dio y te encargas de llevarla a otros grupos cercanos, entonces dejaste a un lado tus características de ser humano capaz de analizar, para convertirte en una simple vasija de información falsa.

Ejemplo: Reino Unido

Las redes sociales han proliferado el uso de las Fake News. Al respecto, los diputados británicos han decidido reaccionar. Está en marcha una comisión que desde enero trata de determinar qué medidas tomar contra los sitios de internet que difunden este tipo de noticias, incluidas posibilidades como bloquearlos o prohibir la publicidad.

Esto podrá ser logrado a partir de convencer a empresas tecnológicas que se involucren en el problema. Por su parte, en las escuelas de periodismo británicas se intenta reaccionar formando a las nuevas generaciones.

Descúbrelas tú mismo

Hay ciertos aspectos que debes tomar en cuenta para descubrir una noticia falsa. Los portales pequeños de información, utilizan titulares sensacionalistas y amarillistas para generar visitas en su sitio web. Esta práctica se extiende a redes como Facebook y Twitter, donde solo te dejan una frase y un link, donde luego descubrirás que la noticia no tiene nada que ver con lo que te mostraron o simplemente no es tan sorprendente como lo vendieron.

Al leer la noticia debes notar las fuentes que usa el periodista que escribe la nota, si está firmada con nombre y apellido es probable que sea real, pero aun así, hay espacios para la duda. Mantente atento de cifras, citas de estudios o de personajes, incluso de artículos legales. Internet es un mundo amplio, donde solo con copiar y pegar una frase o un número en el buscador de Google, encontrarás resultados.

Nunca te quedes con lo que lees. Investiga, profundiza. Es tu responsabilidad como lector y consumidor de medios. En la cadena de la información, cada uno tiene un rol.